THE SILENT ROUTE, UN ROAD TRIP A LA ARAGONESA

Qué ver y qué hacer en torno a la carretera más espectacular de la provincia de Teruel

Si lo que te apetece es hacer una ruta en moto, coche o camper por Aragón, una ruta de esas en las que disfrutas tanto del trayecto como de las paradas, The Silent Route debe ser tu elección.

En este artículo te voy a detallar el recorrido de The Silent Route, qué pueblos no te puedes perder, los puntos más interesantes para parar, rutas cercanas para disfrutar de la naturaleza, sus miradores y otros detalles para que te lances a la carretera a lo Thelma y Louise.

  1. Qué es The Silent Route
  2. Cómo llegar a The Silent Route
  3. Recomendaciones generales sobre The Silent Route
  4. Qué hacer en The Silent Route, puntos de interés en ruta

Qué es The Silent Route

Logotipo de la ruta

La provincia de Teruel está repleta de lugares sorprendentes atravesados por carreteras secundarias. La propuesta de The Silent Route es poner en valor una de ellas e invitarte a recorrerla disfrutando del trayecto, sin prisa y parando cada vez que te lo pida el cuerpo.

The Silent Route es una carretera panorámica, la A-1702, que transcurre por dos comarcas de la provincia de Teruel (Andorrra-Sierra de Arcos y el Maestrazgo) y que durante 63 km. te llevará a conocer alguno de los paisajes y los pueblos más bonitos de Aragón.

Cómo llegar a The Silent Route

Mapa de la web oficial de The Silent Route

The Silent Route o carretera A-1702 transcurre por la provincia de Teruel, desde el Hotel Venta de la Pintada, cerca de Gargallo, hasta el Puerto de Cuarto Pelado (a 9 km. de Cantavieja).

En los dos puntos de inicio hay grandes paneles que marcan el comienzo de la ruta, a pesar de que las pegatinas de clubes de motoristas los están tapando poco a poco.

Junto a la Venta de la Pintada hay un mapa de la ruta y en el Puerto de Cuarto Pelado también hay sitio para parar y hacerte la típica foto de recuerdo.

Cartel de inicio de The Silent Route junto a Venta de la Pintada

Puedes empezar por cualquiera de sus extremos, tendrás más cerca uno u otro dependiendo de cuál sea tu punto de partida, para saberlo, puedes consultar la siguiente tabla.

ORIGENLUGAR DE INICIO MÁS CERCANODISTANCIA AL INICIO
ZaragozaVenta de la Pintada134 km.
Alcañiz Venta de la Pintada50 km.
BarcelonaVenta de la Pintada282 km.
ValenciaCuarto Pelado183 km.
CastellónCuarto Pelado114 km.
Morella Cuarto Pelado50 km.
TeruelCuarto Pelado81 km.
CantaviejaCuarto Pelado9 km.

Recomendaciones generales sobre The Silent Route

  • La distancia total son 63 km que, por supuesto, puedes recorrer en un día. A pesar de ello, mi recomendación es que al menos le dediques un fin de semana, durmiendo una o dos noches en alguno de los alojamientos de la zona, sólo así podrás disfrutar tranquilamente de la belleza de los pueblos y paisajes por los que pasa y otros cercanos.
  • Aunque la hay, la oferta de alojamiento y restauración no es tan abundante como en otros lugares y alguno de ellos sólo abren en temporada alta. En verano, Semana Santa y puentes esa oferta aumenta, pero mi recomendación es que planifiques bien dónde quieres dormir o comer y reserves con antelación; ya sea por fecha señalada o por viajar en temporada baja, a última hora puede que te sea difícil encontrar sitio.
  • No te limites a la carretera. Esta vía te acerca a alguno de los paisajes y los pueblos más bonitos de Aragón por lo que es necesario ir parando todo lo que tu tiempo te lo permita.
  • Ve preparado. Los pueblos que recorre The Silent Route son pequeños y no cuentan con los servicios que estamos acostumbrados a encontrar en otras zonas, por ejemplo, los cajeros automáticos son escasos.
  • No hay gasolineras en todo el trazado por lo que, aunque sean pocos kilómetros, es mejor llenar el depósito antes.
  • Si quieres tener información oficial sobre la ruta, puedes consultar su web www.thesilentroute.com
  • Otras webs útiles para preparar tu ruta son la web oficial de Turismo de la Comarca del Maestrazgo, www.turismomaestrazgo.org y la web www.slowdrivingaragon.com del Gobierno de Aragón, donde encontrarás esta y otras carreteras paisajísticas para disfrutar sin prisas de Aragón

Qué hacer en The Silent Route, puntos de interés en ruta

Venta de la Pintada

En nuestro caso, llegamos desde Zaragoza por la A-1416 y, a la altura de la Venta de la Pintada, vemos el desvío hacia la A-1702 y el primer panel de The Silent Route.

GARGALLO

Vista de Gargallo
Qué ver en Gargallo

Gargallo se encuentra sólo a 4 km. del inicio. Nos acercamos para dar un tranquilo paseo por su núcleo urbano, que se asienta sobre una ladera, muy cerca del nacimiento del río Escuriza.

Vamos descubriendo elementos de arquitectura tradicional hasta llegar, en la parte alta, a la Iglesia de Nuestra Señora de la Piedad, situada en una placita con dos olivos.

Otra posibilidad es acercarse hasta la coqueta Ermita de San Blas en un corto trayecto desde la entrada del pueblo.

Calles de Gargallo

Seguimos camino, los algo más de 9 km. que separan la Venta de la Pintada de Ejulve son quizás los más tranquilos y menos espectaculares de la ruta, pero nos permiten empezar a apreciar ya el encanto de la carretera: el escaso tráfico, los paisajes y, sobre todo, ese silencio que le da nombre.

EJULVE

Qué ver en Ejulve

Aún en la comarca Andorra Sierra de Arcos, Ejulve es un pueblo montañoso que ejerce de puerta de entrada a la otra comarca de la ruta, el Maestrazgo.

En su casco urbano destaca la Iglesia de Santa María la Mayor con su torre de carácter defensivo y su Ayuntamiento con la lonja en la parte baja, ambos edificios del siglo XVI.

En Ejulve destaca la riqueza paisajística de su término y los extraordinarios valores naturales que éste alberga.

Las Parameras de Ejulve

En este tramo la carretera transcurre entre páramos, una extensa llanura elevada que te brindará atardeceres únicos como los que pudimos disfrutar nosotros.

Parameras de Ejulve
Parameras de Ejulve

Desde Ejulve, es posible tomar otra espectacular carretera, la A-1403, que nos conducirá a Aliaga, una localidad de la comarca Cuencas Mineras con un montón de opciones de ocio. Si quieres descubrir alguna de ellas puedes pasarte por estas entradas del blog: 10 planes para disfrutar de Aliaga en Cuencas Mineras o Senda fluvial de Aliaga, las llamativas pasarelas sobre el río Guadalope.

Monumento de The Silent Route y Mirador del Alto Maestrazgo

Seguimos avanzando por The Silent Route y en el punto kilométrico 17 se sitúa un lugar de parada obligada.

Aquí te encontrarás con «Silencioso», un macho de cabra montés que se ha convertido en el logo de la ruta y junto al que es inevitable hacerse una foto.

Mirador y Monumento The Silent Route

Además, desde aquí, contarás con una vista privilegiada del alto Maestrazgo, contemplando las coronas de Aliaga, los altos de Pitarque y Cañada de Benatanduz o las muelas calcáreas de Villarluengo y Cantavieja.

Retomando la ruta, descendemos el puerto de los Degollados. Nuestro siguiente desvío lo vamos a encontrar a la derecha de la carretera, a la altura del kilómetro 25 y nos va a conducir a Montoro de Mezquita.

Sólo 2,7 km. nos separan de Montoro de Mezquita, pero ¡qué 2,7 kilómetros! La carretera es escandalósamente estrecha y discurre entre riscos junto al río Guadalope, con la sorpresa de un túnel abierto en la roca.

Carretera a Montoro de Mezquita

MONTORO DE MEZQUITA

Montoro de Mezquita
Qué ver en Montoro de Mezquita

Montoro de Mezquita es una pequeña pedanía de Villarluengo situada a los pies de los espectaculares Órganos de Montoro, una maravilla de la geología de la que os voy a hablar a continuación.

Hay un gran parking para coches y furgonetas a la entrada de la población y otro para motos cerca de las eras y del inicio de las rutas senderistas, ambos perfectamente señalizados.

En un breve paseo habremos recorrido las escasas calles de este pueblo, llamando nuestra atención la Iglesia de la Asunción. Adosada a ella está el pequeño cementerio, sobre cuya entrada encontramos unas curiosas placas cerámicas de 1860, no dejes de acercarte a leerlas y sorpréndete.

En Semana Santa de 2022 abrió sus puertas el Bar Mirador las Eras de Montoro, el primer bar de la historia de Montoro de Mezquita. Lo encontrarás junto al inicio de las rutas senderistas.

Lo destaco aquí porque, en estas tierras del Maestrazgo turolense, a veces, cuesta disponer de servicios para el turismo en según que época del año y porque me consta su buen hacer sirviendo almuerzos, cervecitas frescas tras las caminatas y otros consuelos para el estómago ¡ah! y todo con una gran simpatía.

De forma orientativa, os puedo decir que está abierto en verano y, a partir de Semana Santa, los fines de semana y festivos, pero lo mejor es que consultéis sus redes sociales para estar enterados de las fechas. Los podéis encontrar en Instagram como @miradorlaserasdemontoro o en Facebook como Mirador Las Eras Montoro.

Ruta al Estrecho de Valloré y al Mirador de Valloré

Estrecho de Valloré

En las eras de Montoro se inicia una de las rutas senderistas más espectaculares de The Silent Route y, en mi opinión, de todo Aragón.

Este recorrido tiene pasarelas junto al río, paisajes que te dejarán con la boca abierta y vistas a uno de los cuatro Monumentos Naturales con los que cuenta el Maestrazgo de Teruel, los Órganos de Montoro.

La ruta tiene dos opciones, una más corta y accesible, la del Estrecho de Valloré, y otra un poco más larga y con cierta complicación, la Vuelta al Mirador de Valloré, que incluye la primera.

Tenéis todos los detalles en este artículo: Ruta al Estrecho de Valloré y al Mirador de Valloré

Bajo los Órganos de Montoro en la Ruta por los Estrechos de Valloré

Mirador de los Órganos de Montoro

Pasando junto a los Órganos de Montoro por The Silent Route

Regresamos a The Silent Route y seguimos dirección Villarluengo, comenzamos a disfrutar ya de cada tramo que recorremos.

A la altura del kilómetro 27 se encuentra este mirador (a la izquierda de la carretera en este sentido) que nos va a permitir echar un último vistazo a los Órganos de Montoro, o admirarlos por primera vez si no hemos hecho la anterior parada en Montoro de Mezquita.

Hay espacio para detener el vehículo, una mesa y bancos de madera y varios paneles interpretativos sobre la formación de este capricho geológico.

Admirando los Órganos de Montoro desde el mirador

Las Fábricas / El Hostal de la Trucha

Hostal de la Trucha, en The Silent Route

Siguiendo el trayecto y, tras un espectacular descenso, después de un túnel aparece el Hotel Hostal de la Trucha, un alojamiento con mucha historia.

Se conoce con el nombre de “Las Fábricas” a un conjunto de edificaciones que en el siglo XVIII se dedicaban a la elaboración de papel, aprovechando la fuerza del agua del río Pitarque. De hecho, fue una de las primeras fábricas de papel continuo que existió en España y muy valorada por la excelente calidad de su producto.

En el siglo XIX, se convirtió en una fábrica textil. Comenzaron haciendo fajas, pero su producción se fue adaptando a las necesidades del momento, tejiendo más tarde chilabas para los legionarios de África y gorros rojos que se vendían en Rabat.

En ese momento se amplían las instalaciones dando lugar a la fábrica “de arriba”, actual piscifactoría, la fábrica “de en medio”, Hotel Hostal La Trucha desde 1974 y la fábrica “de abajo”. El barrio de Las Fábricas, además de las instalaciones fabriles, contaba con numerosas viviendas para los administradores, para los obreros, capilla y escuela.

Tras una reforma, el hotel reabrió en primavera de 2022 con 63 habitaciones. De momento, no nos hemos alojado en él, pero nos parece una forma estupenda de vivir The Silent Route y conocer un capítulo destacado de la historia de estas tierras. Aquí tienes el enlace para hacer tu reserva Hotel & Resort Hostal de la Trucha.

Retomamos The Silent con el río Pitarque a nuestra izquierda, apenas 10 minutos nos separan del pueblo de Pitarque, donde veremos nacer el río que le da nombre.

Para llegar, hay que tomar un desvío señalizado a la izquierda, ¡hazlo! merece la pena y abre bien los ojos para disfrutar de uno de los tramos más bellos de la carretera.

Dos túneles horadados en la roca a principios del siglo XX permitieron salvar los estrechos del río y facilitaron el acceso por carretera al pequeño pueblo de Pitarque. Es el espacio conocido como Pitarquejo y otro de los puntos donde desearás detenerte para llevarte tu foto y recordar tanta belleza.

Los túneles del Pitarquejo

PITARQUE

Pitarque
Qué ver en Pitarque

A la entrada del pueblo, antes de ver las primeras casas hay un parking donde es recomendable dejar el vehículo. No es muy grande, por lo que en verano y fines de semana señalados se suele llenar. Dentro del pueblo, excepto en las pocas plazas de la Plaza del Ayuntamiento, es imposible aparcar.

El casco urbano ocupa dos colinas y su vaguada intermedia. El edificio que más destaca es la iglesia de Santa María la Mayor entre ejemplos de arquitectura popular que irás encontrando en un paseo por sus calles: el horno, el lavadero, la fuente, un peirón y el edificio de la herrería, que, personalmente, me encanta.

Ruta al Nacimiento del Río Pitarque

Junto a la Ruta al Estrecho de Valloré esta es la otra ruta senderista que no te debes perder si estás recorriendo The Silent Route. Y no sólo os lo digo yo, el Nacimiento del Río Pitarque es el sendero más transitado de la provincia de Teruel y, desde 2009, declarado Monumento Natural de Aragón.

El sendero comienza en el mismo pueblo, donde encontrarás paneles con datos sobre la ruta.

Es un recorrido de ida y vuelta de unos 10 km. en total que se pueden completar en unas 2 horas y media (sin paradas) y sin mucha dificultad ya que el desnivel es tan sólo de 150 m. Está perfectamente señalizado y es ideal para hacer en familia.

El valle que se recorre es un paraje frondoso poblado de rebollos, arces, avellanos, boj, guillomos y rosales silvestres y donde es fácil que veas cabras montés, nutrias y rapaces como el buitre leonado, el águila perdicera o el águila real, el alimoche o el halcón peregrino.

Sendero hacia el Nacimiento del Río Pitarque

A mitad de camino está la Ermita de la Virgen y, a partir de ahí la senda discurre por el fondo de un cañón de paredes verticales de piedra con formas caprichosas modeladas por la erosión del agua y la disolución de la caliza.

Casi al final, un puente nos permite cruzar a la otra orilla del río, esta es la parte más espectacular, donde caminamos literalmente junto al agua y donde el Pitarque surge a borbotones a través de los llamados «ojos».

Nacimiento del Río Pitarque

Lo curioso es que el verdadero nacimiento se encuentra en el término de Fortanete, pero su pequeño caudal desaparece nada más nacer para volver a aflorar aquí en Pitarque de forma caudalosa.

La principal surgencia se conoce como “El Ojo de la Fuente”, y puede tener un caudal de hasta 1.500 l/s. A este gran surtidor le acompañan otras surgencias de menor caudal. Es el caso de “La Chimenea”, un manantial de pared en torno al cual ha ido creciendo la roca caliza formando un edificio tobáceo que es atravesado por el agua cuando mana tras lluvias copiosas. Si tienes la suerte de verla así, no la olvidarás, es increíble la fuerza con la que sale el agua de ella.

El ojo de la fuente, Nacimiento del Río Pitarque

Mirador de la Sarteneja

Valle del Pitarque desde el Mirador de la Sarteneja

Si deseas tener una última imagen de Pitarque y su entorno antes de continuar tu ruta, puedes subir al Mirador de la Sarteneja.

Se encuentra en la carretera local que une Pitarque con Aliaga ( a 5,2 km desde Pitarque) y está señalizado en la carretera con la típica señal de mirador. A partir de ahí, hay que recorrer 1´1 km por un camino de tierra en buen estado junto a las antenas.

Cuenta con zona de descanso, mesa interpretativa y unas vistas alucinantes del Valle del Pitarque y, a menudo, estás acompañado del vuelo de los buitres.

Si sigues esa carretera llegarás a Aliaga, ya en la Comarca de Cuencas Mineras, un pueblo con mil posibilidades que puedes explorar aquí 10 Planes para disfrutar de Aliana en Cuencas Mineras

Mirador del Pitarque o Mirador sobre el Hostal de la Trucha

Regresamos a The Silent Route y continuamos camino hacia Villarluengo, el siguiente pueblo que nos espera, situado a unos 1.130 m. de altitud.

En el ascenso, a la izquierda de la carretera, hay un pequeño mirador conocido como Mirador del Río Pitarque o Mirador sobre el Hostal de la Trucha, donde puedes parar y tener una vista del valle que forma el río Pitarque con los edificios de las Fábricas y los Órganos de Montoro a la derecha.

Las Fábricas desde el mirador

VILLARLUENGO

Nunca olvidaré la primera vez que divisé Villarluengo desde The Silent Route, con sus casas sobre un promontorio y rodeadas de impresionantes barrancos.

Esta imagen la tendremos cuando prosigamos camino y abandonemos ya la población, pero antes merece la pena detenernos, pasear por sus calles e incluso animarnos a disfrutar de alguna ruta senderista por su privilegiado entorno.

Vista de Villarluengo desde The Silent Route
Qué ver en Villarluengo

En el casco histórico destacan la iglesia neoclásica de Nuestra Señora de la Asunción y el Ayuntamiento, del siglo XVI. Recorriendo sus calles encontramos restos de la antigua muralla, alguna casona solariega, el precioso conjunto del lavadero y la fuente.

No olvides pasar por su Balcón de los forasteros, un mirador que está en el mismo casco urbano y que permite asomarte al cortado en el que termina el pueblo. Bajo tus pies tendrás la imagen de los valles del Río Cañada y del Río Palomita, cuyas aguas se juntan en este punto.

Igualmente divisarás el camino que sus habitantes recorrían para ir a la otra parte de la montaña y a las huertas que antes se cultivaban en sus bancales.

Este mismo camino es el inicio de una de las rutas senderistas más bonitas que puedes hacer en torno a The Silent Route y que te cuento a continuación.

Cuando prosigas tu camino, junto a la carretera serpentea el calvario y, en lo alto, la Ermita de San Bartolomé. Es el punto donde se tienen las vistas más espectaculares del pueblo.

Calvario y Ermita de San Bartolomé, Villarluengo

Sendero del Pozo de Invierno en Villarluengo

Pozo de la Sulsida, uno de los que encontrarás en tu ruta

Esta ruta lo tiene todo. Parte de Villarluengo, es circular, no es excesivamente larga (sólo unos 4,5 km) y apta para todas las edades.

Es perfecta para hacerla en verano porque lleva a las pozas y saltos de agua cristalina del río Cañada, donde os podéis pegar un baño si os gusta el agua fría, porque os garantizo que incluso en los días más calurosos está helada.

Está señalizado como PR-TE 66 «Sendero Circular Pozo del Invierno» y, si quieres conocer todos los detalles, puedes pasarte por el artículo que escribimos tras hacerlo: Villarluengo y el Sendero del Pozo de Invierno

Torre Gorgue

Torre Gorgue

Pasado Villarluengo, desde la carretera tendrás a tu izquierda la vista de Torre Gorge, ejemplo de masía fortificada de las muchas que salpican el Maestrazgo.

Las masías fortificadas, con ese curioso aspecto defensivo, se situaban en lugares estratégicos y zonas de frontera para dominar un extenso territorio y comunicarse entre ellas.

Aunque la mayoría hoy están deshabitadas, las masías son las construcciones rurales más representativas del Maestrazgo y un símbolo de un modo de vida del pasado y de adaptación a las duras condiciones de vida que imponían estas tierras. Hoy constituyen un valioso patrimonio, permanece atento porque verás varias de ellas en tu ruta.

Si quieres tener una imagen más cercana de Torre Gorgue y aprender algo sobre las masías fortificadas, coge el desvío hacia Tronchón, muy pronto encontrarás un mirador, después regresa a The Silent.

También puedes llegar caminando a través de un desvío señalizado del PR-TE 66 o Sendero del Pozo de Invierno que os acabo de contar.

Mirador de Torre Gorgue desde la Carretera a Tronchón

Estamos de nuevo en la carretera y disfrutando de cada metro y cada curva (que aquí son muchas), este nuevo tramo de The Silence Route que recorremos es alucinante.

Avanzamos por impresionantes paisajes, junto a una profunda garganta y rodeados de una naturaleza salvaje que nos deja asombrados.

The Silent Route tras dejar atrás Villarluengo

Aunque no lo veamos, el río Cañada transcurre junto a nosotros por la parte más profunda del angosto cañón. En la parte central, afloran estratos casi verticales que quedan en resalte al haber sido erosionados los materiales más blandos.

Valle del Río Cañada desde The Silent Route

El Valle del Río Cañada es también rico en vegetación, con numerosas especies. Bordeando el cauce fluvial la vegetación de ribera. Hasta media ladera los quejigos acompañados de arces, majuelos, serbales, endrinos, rosales silvestres y acebos. La mitad superior de la ladera está ocupada por carrascas y sabinas negras. Salpicado por todo el paisaje, el pino laricio.

Esta parte es tan bonita que desearás parar a cada momento, pero lo vertiginoso del paisaje hace que apenas haya zonas para hacerlo.

The Silent Route entre Villarluengo y Cañada de Benatanduz

El plano oficial de The Silent Route marca con una de sus estrellas amarillas un mirador con el nombre Estrechos del río Cañada. Lo cierto es que es una zona no señalizada y no muy bien acondicionada para parar. A pesar de ello, subsiste un viejo panel informativo con información del Valle del Río Cañada.

Conforme nos alejamos a Cañada de Benatanduz, el valle se va abriendo y la carretera se aleja del río Cañada, con el que nos volveremos a reencontrar en esta población.

CAÑADA DE BENATANDUZ

Cañada de Benatanduz desde el Mirador de la Ermita de San Cristobal
Qué ver en Cañada de Benatanduz

Cañada de Benatanduz es otro de esos pueblos que te dejarán boquiabierto.

Con sus 1400 m. de altitud, es el pueblo más alto del Maestrazgo y se alza sobre los desfiladeros calizos del río Cañada junto a los que acabamos de circular.

Te sorprenderá su peculiar distribución ya que, a pesar de que en él solo viven 35 personas, tiene 4 barrios y su núcleo urbano está diseminado.

El Barrio de la Villa de Cañada de Benatanduz

Los edificios más monumentales están en el Barrio de la Villa y entrar en su plaza es un auténtico viaje al pasado.

Aquí encontramos la Iglesia de la Asunción, del siglo XVIII, la antigua casa consistorial de 1540 y el Hospital de los Pobres, de 1568. Estos dos últimos con sendas lonjas con arcos.

Sabemos que recientemente se recuperó la antigua escuela y su patrimonio se expone en el edificio del antiguo hospital. Esperamos poder visitarla pronto.

Iglesia de la Asunción desde los arcos del Ayuntamiento
Mirador de la Ermita de San Cristobal
Mirador de la Ermita de San Cristobal

Cañada de Benatanduz tiene dos miradores, te recomiendo llegar a los dos porque desde cada uno de ellos se obtienen dos vistas diferentes y las dos espectaculares.

El primero se encuentra junto a la sencilla Ermita de San Cristóbal y se accede a él por la calle San Cristóbal, ascendiendo por una pista que se puede hacer andando o en coche.

Desde este mirador se tiene una preciosa imagen del pueblo, colgado sobre impresionantes desfiladeros.

Hace unos meses se colocó un enorme marco verde metálico de esos que invitan a enmarcar la panorámica y que, en mi opinión, lejos de aportar, afea enormemente el lugar (puedes verlo en la foto).

No se quién toma estas decisiones, pero imagino que a los vecinos se les hubieran ocurrido mil cosas más provechosas en las que gastar el dinero y no en un «marco» incapaz de enmarcar la abrumadora belleza del paisaje.

Mirador accesible de Cañada de Benatanduz
Mirador accesible de Cañada de Benatanduz

Desde la plaza del Barrio de la Villa se puede acceder a otro mirador que ofrece unas vistas impresionantes del Barranco del Río Cañada.

Está en el Barrio de Monjuí, que hoy sólo tiene casas en ruina, y donde se ubicaba el antiguo Castillo. Se puede llegar paseando, pero su condición de mirador accesible, hace que también se pueda llegar fácilmente en cualquier vehículo.

Es un mirador perfectamente acondicionado, con muchas plazas de aparcamiento, bancos para descansar, y mesa panorámica también adaptada, que ayuda a interpretar el paisaje.

Si te apetece conocer de cerca el barranco, te cuento a continuación la ruta senderista que puedes hacer.

Barranco del río Cañada desde el Mirador accesible de Cañada de Benatanduz

Vuelta al río Cañada

Inicio del sendero Vuelta al río Cañada

Este recorrido circular nos permite por fin conocer parte de ese desfiladero junto al que hemos circulado por la Carretera del Silencio y ver de cerca el río Cañada que ya hemos nombrado varias veces.

Son 4 km. que se pueden completar en 1 hora y media, pero el desnivel es fuerte, por lo que requiere algo de forma. Denominado PR-TE 87 está dentro de la red de Senderos Turísticos de Aragón, por lo que está perfectamente señalizado.

Comienza en la plaza de Cañada de Benatanduz y baja por una callejuela con casas medio abandonadas que están en la base del cerro.

La senda va descendiendo por la ladera hasta llevarnos junto al río Cañada, un río poco caudaloso de aguas limpias. A lo largo del recorrido lo cruzaremos en dos ocasiones.

La ruta regresa a Cañada de Benatanduz hasta llegar a la base del cerro de la ermita de San Cristóbal y las primeras casas.

Descenso en busca del río Cañada

Seguimos nuestro camino, ya no queda mucho para completar The Silent Route, pero aún nos espera alguna sorpresa.

El Caimán

Área de descanso El Caimán

A la altura del km. 50 encontramos un área de descanso donde querrás parar seguro. Se trata de una de las últimas novedades de la ruta.

Además de numerosas plazas de parking y mesas con bancos de madera, te encontrarás con la reproducción del antiguo autobús que recorría y comunicaba estos pueblos y que los vecinos llamaban «El Caimán».

Está todo preparado para que te puedas hacer una de las fotos más divertidas de la ruta. También puedes conocer la distancia a alguna de las más míticas carreteras del mundo.

No deberías marcharte sin leer los paneles donde te cuentan la apasionante historia de este autobús, asalto de los maquis incluido.

Este autobús lleva casi 100 años recorriendo el camino entre Alcorisa y Cantavieja y nos encantó cruzarnos con el actual Caimán en nuestra aventura por The Silent Route.

El actual Caimán circulando por The Silent Route ¿lo ves?

¿Seguimos? sólo nos quedan 4 km. para completar la ruta.

Puerto de Cuarto Pelado

Cartel de inicio de The Silent Route junto al Puerto de Cuarto Pelado

El mirador de Cuarto Pelado es uno de los puntos más altos del trayecto, una encrucijada de carreteras rodeadas de dehesas que se cubren de nieve en invierno y muestran verdes pastos en primavera.

Y, por supuesto, encontramos el cartel de The Silent Route que da la bienvenida a quienes comiencen el recorrido por este extremo.

Hemos llegado al final, pero Cantavieja se encuentra a escasos minutos, como no vamos a acercarnos a uno de los pueblos más bonitos de España.

CANTAVIEJA

Plaza Porticada de Cantavieja con la magia de la Navidad
Qué ver en Cantavieja

Cantavieja es la capital de la comarca del Maestrazgo y también es la más poblada.

En 1981 fue declarada Conjunto Histórico Artístico por el valor de su patrimonio, el trazado medieval de sus calles, sus miradores y su impresionante emplazamiento.

Estamos en pleno Camino del Cid y su salvoconducto se puede sellar en la Oficina de Turismo. Actualmente también forma parte de la lista de Pueblos más Bonitos de España.

Por su importancia, dispone de Oficina de Turismo abierta durante todo el año (consultar horario) a la que siempre recomendamos acercarse para hacer una visita guiada y conocer el interior de alguno de sus monumentos.

También puedes pasear por tu cuenta, los edificios más importantes disponen de un código QR que hacen del paseo una experiencia muy entretenida e instructiva.

Comienza por su bella plaza porticada, donde está la Casa del Concejo, de origen gótico, y la Iglesia de la Asunción y cuyo interior te sorprenderá. Además, si visitas la torre, verás la antigua escuela.

Continúa el paseo hasta el recinto de las murallas, con la torre de vigía del antiguo castillo también ermita del Santo Sepulcro.

Otro de los tesoros de Cantavieja es la Iglesia de San Miguel. Ubicada junto a la muralla y el antiguo hospital, en su interior guarda un valioso sepulcro gótico.

Ermita del Santo Sepulcro y del Calvario

También puedes dar un paseo bajo sus murallas. Parte desde Plaza España y sigue un laberinto de piedra que desciende y transcurre por debajo del municipio, devolviéndonos de nuevo al pueblo por la parte de sus murallas.

Paseo bajo las murallas de Cantavieja

Esta ha sido nuestra experiencia recorriendo The Silent Route. En esta ocasión no nos hemos alejado mucha de la ruta marcada por la carretera, pero debes saber que las posibilidades son infinitas y hay muchos más pueblos y paisajes que merece la pena visitar.

Si quieres conocer más, puedes consultar mis Rutas por el Maestrazgo, de las que, de momento, he publicado dos.

Con mi relato he tratado de ayudarte y meterte el gusanillo viajero, pero no te lo he contado todo, ahora eres tú quien tiene que construir su propia aventura y espero que me lo cuentes en tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: